hechosdehoy.com
Economía

CICLÓN ECONÓMICO

Black Friday de pesadilla con pánico por la variante en el sur de África



El IBEX 35 sufrió su mayor caída en 17 meses (-4,96%) por el temor a las nuevas variantes de la COVID-19. Viernes negro en las Bolsas de todo el mundo ante lo fue un auténtico ciclón económico.



Hechos de Hoy / José Vidal / Actualizado 26 noviembre 2021

Sudáfrica se ha convertido en un polvorín.



Un científico del Instituto de Genética de Londres dijo que probablemente la variante B.1.1.529 del COVID evolucionó durante una infección crónica de una persona inmunodeprimida, posiblemente en un paciente con VIH/SIDA no tratado.

Sudáfrica tiene 8,2 millones de personas infectadas por el VIH, el mayor número del mundo. La variante Beta, una mutación identificada el año pasado en Sudáfrica, también puede proceder de una persona infectada por el VIH.



De repente el biernes 27 pasó de Black Friday festivo a viernes negro de pesadilla con pánico en las Bolsas por la variante de la COVID-19, enormemente peligrosa, descubierta en el sur de África, Sudáfrica y su entorno incluyendo también Mozambique. La noticia originó un ciclón económico en todos los mercados con un clima de alerta entre los inversores.

El petróleo se desplomó y las Bolsas en Europa retrocedieron  hasta un 4%. El IBEX 35 cerró en rojo, -4.96%. Un serio revés para bancos, empresas de materias primas y, sobre todo, turísticas.


 
Todo apuntaba a un viernes plácido tras la tregua del Día de Acción de Gracias en Estados Unidos y el semipuente festivo en Wall Street. Pero todo cambió mostrando que la COVID-19 es todavía enemigo terrible e indomable. Las alertas se han desatado esta vez ante una variante de coronavirus que podría resultar la más contagiosa y letal conocida hasta ahora.

Los focos incipientes se han detectado en zonas tan alejadas como Sudáfrica y Hong Kong, aunque ya se ha confirmado el primer caso de esta mutación en Bélgica.

De rfepente crece el temor a restricciones más severas para intentar frenar los contagios. La sombra de los confinamientos en Austria planea sobre otros países europeos. En este escenario las previsiones económicas se debilitan,

La desaceleración del crecimiento no es la única inquietud macroeconómica entre los analistas. Las tensiones inflacionistas persisten y no encuentran freno.

Alerta en los mercados asiáticos. El Nikkei de Tokio cayó al cierre un 2,53%. En Wall Street, la minitregua esperada en pleno Black Friday y con solo media sesión ha dado paso a un correctivo superior al 2% en el Dow Jones.

El desplome es mucho más acusado aún en Europa, y en la Bolsa española. El varapalo superó el 4% y lleva al IBEX 35 a perder hasta los 8.500 puntos, en mínimos desde julio.

 Pérdidas del 14,7% en IAG. La aerolínea es la más damnificada por la suspensión de vuelos entre Reino Unido y Sudáfrica, una medida que afecta de lleno a su división British Airways. Amadeus se hunde un 8,5%; Aena, un 7,5% y Meliá, un 6,7%.

Inditex (-4,8%) ya se había visto afectado en las últimas jornadas por las noticias de los confinamientos de Austria y las mayores restricciones que podrían adoptar países como Alemania. Sin duda las nuevas variantes de la COVID han elevado el grado de incertidumbre sobre el consumo.

Los inversores ponen bajo vigilancia a la Bolsa de Londres, con Reino Unido como principal país receptor de viajeros desde Sudáfrica y Hong Kong, dos de los primeros focos de la nueva variante.

Las alertas se concentran en sectores como el de aerolíneas y hoteleras, así como en las empresas petroleras y mineras.

La ola de pesimismo que provocan las nuevas variantes del Covid acelera las desinversiones en el mercado de materias primas, al descontar un crecimiento económico más moderado. El precio del petróleo se hunde un 10%.

La libra esterlina acusa las alertas sanitarias sobre Reino Unido por su mayor vinculación con focos de la nueva variante como Sudáfrica y Hong Kong.

Un escenario sombrío en el último viernes del mes de niviembre.