hechosdehoy.com
Radar latino

VENEZUELA Y CUBA

Torturas, desapariciones y asesinatos de presos políticos



Leopoldo López, el líder exiliado en España, en declaraciones a esRadio, alertó de la angustia de familiares y amigos de Freddy Guevara, detenido desde hace semanas, y en situación de desaparecido.



Hechos de Hoy / María Céspedes / Actualizado 22 julio 2021

Leopoldo López explicó de forma rotunda en esRadio, en el programa Es la Mañana de Federico que "en Venezuela hay torturas, desapariciones forzosas y asesinatos de presos políticos".



Destacó cómo la cárcel del Helicoide de Caracas es "una mazmorra de las dictaduras, un centro de tortura" en el que el régimen tiene por costumbre que a "los presos políticos los dejan 45-60 días aislados" cuando son detenidos para minarles moral y físicamente.

El político venezolano ha dicho con toda claridad que "si Venezuela y Cuba no son una dictadura, ¿qué son? Una democracia no puede tener apellidos". Y ha explicado que ninguno de los dos países cumple los requisitos mínimos para ser considerados democracia: "No hay libre elección de los representantes políticos, no hay estado de derecho, ni autonomía de los poderes públicos ni respecto a los Derechos Humanos".



Tras ser condenado a 14 años de prisión y pasar 7 años privado de libertad, Nicolás Maduro sigue insistiendo en su persecución y "esta es la segunda vez que pide mi extradición", destacó López.

Además, aclaró que desde la dictadura de Nicolás Maduro se les está vinculando con grupos terroristas "que nada tienen que ver con ellos" y a los que "la dictadura les ha entregado territorios en Caracas". Una represión que sustenta algo que "también dice la Corte Penal InternacionalNicolás Maduro es un criminal".

Pese a este escenario, Leopoldo López mantiene la esperanza de que las cosas puedan cambiar. La dictadura de Nicolás Maduro continúa intentando dividir con elementos represores al sector democrático, pero López ha asegurado que "siguen unidos" y que "el peor error que podemos cometer es claudicar".

Ha animado a los más de seis millones de venezolanos exiliados del país a organizarse y seguir luchando con "optimismo irracional".

Para Leopoldo López los gritos de libertad de los cubanos durante las últimas semanas son una esperanza de que la dictadura "ha perdido el control del sentimiento y del corazón de la gente". Asimismo, ha asegurado que "entiende lo que están pidiendo" porque para él, la libertad, significa vida.

El político venezolano ha reconocido que jamás pensó que aquella frase que escuchaba y que decía que "Venezuela iba a ser como Cuba" se haría realidad años más tarde. No obstante, considera que actualmente la situación en Venezuela "es mucho más grave que en Cuba".

Leopoldo López ha criticado la actitud de Zapatero en relación con la dictadura venezolana puesto que "es un apologista de Maduro y hace una labor de lobby" a favor de él. Además, a pesar de agradecer la decisión de Pedro Sánchez de acogerle en la embajada española en Venezuela, López ha asegurado que "el Gobierno español puede ser mucho más proactivo en apoyar la democratización del país".

Por ello, se muestra esperanzado de que el nuevo ministro de Exteriores aproveche la oportunidad para cambiar la actitud del Gobierno.

Por otro lado, respecto a la posición del Gobierno español sobre Cuba, López ha comentado que no sabe si se debe a razones ideológicas o a intereses económicos, pero ha advertido de que "hay que tener mucho cuidado con la interpretación de las cosas que ocurren en América Latina".

Consciente de lo que es vivir en una dictadura, el político venezolano ha afirmado que "la socialdemocracia está perdiendo terreno en el mundo" por menospreciar el compromiso con los valores y el arraigo democrático. Algo que, para Leopoldo, es consecuencia de la influencia de la extrema izquierda sobre esta corriente ideológica.