hechosdehoy.com
Espectáculos

FESTIVAL DE EUROVISIÓN

Voy a quedarme, con Blas Cantó, cobrará vida en el escenario



Blas Cantó ultima en Madrid los ensayos para Eurovisión con el director artístico Marvin Dietmann que anuncia "momentos mágicos", elementos sorpresa y emoción en la puesta en escena.



Hechos de Hoy / UN / O. R. Ferreiró / Actualizado 1 mayo 2021

Comienza la cuenta atrás para Eurovisión 2021, que celebrará su final el próximo 22 de mayo. A poco menos de dos semanas de viajar hasta Róterdam, Blas Cantó ultima en Madrid la puesta en escena de Voy a quedarme con Marvin Dietmann, director artístico de la propuesta española.

Ambos han trabajado estos días en los estudios de Prado del Rey los movimientos de cámara, los espacios… para que el artista murciano tenga todo integrado cuando pise por primera vez el escenario del Ahoy Arena. Entre ensayo y ensayo, y tras meses de trabajo, un momento para hablar con un equipo del Telediario y desvelar algunos detalles, como que “depende del día” Blas está más o menos nervioso; que aparecerán algunos “elementos sorpresa” durante la actuacióny que se vivirá “un momento mágico” que transmitirá “mucha verdad”.

Elementos sorpresa y emoción en la puesta en escena

“Estamos recordando el movimiento de las cámaras que estarán conmigo asaltándome en el escenario para que cuando llegue allí no me asuste: cuándo viene una steady, la otra, cuándo aparecen unos elementos que son sorpresa de momento, cuándo tengo que mirar a la cámara 1, la cámara 2… ¡Ya me las sé todas! Sé todo lo que va a pasar para estar tranquilo en el escenario y dedicarme a lo que tengo que hacer: cantar”, explica Blas Cantó.

“Una vez que está todo marcado, todos los movimientos lo haces de manera inconsciente. Luego da paso a toda la emoción del día en voz, en la manera de gestionar la canción en un directo en el que te van a ver tantos millones de personas y en un estadio atípico con 3.500 personas. Va a ser muy emocionante, después de tanto tiempo cerrada la cultura. Un privilegio”, reflexiona.

Y en cuanto a la puesta en escena, da algunas pistas: “Es una puesta en escena muy cuidada. Todo lo minimalista que se puede ser con este tipo de canción, que va in crescendo: empieza de la nada y termina con todo y luego se vuelve a hacer pequeña. Tenemos todos los elementos para emocionar y no aburrirte viendo la actuación. Creo que va a ser muy emocionante. Además, tiene una carga lírica y una emoción en la historia importante para mí”, concluye.

Más o menos nervioso “depende del día”, Blas cuenta cómo ha sido trabajar con Marvin Dietmann: “Es maravilloso porque lo tiene todo muy claro en su cabeza y lo sabe explicar muy bien. Nos entendemos muy bien”.

La historia de Blas cobrará vida en el escenario

El director artístico austriaco, que ya trabajó con Blas en Destino Eurovisión y en el back up (copia de seguridad) –que se usará en caso de que los candidatos no puedan actuar en el escenario de Rotterdam– habla del trabajo realizado con la delegación española de Eurovisión desde hace meses para que la historia de ‘Voy a quedarme’ cobre vida en Eurovisión.

“Llevamos ensayando y trabajando desde hace semanas, meses. Hemos hablado mucho por teléfono, compartido opiniones, hemos entregado en tiempo todos los formatos, información y storyboards a la UER y hemos creado una actuación de respaldo maravillosa. Así que tenemos todo listo para Rotterdam y estamos deseando de estar allí”, explica Dietmann.

Vamos a ver un momento mágico, la historia de Blas cobrará vida en el escenario y encontraremos cada aspecto mágico de la canción”, afirma. “Lo que más me gusta de Blas es que es un auténtico artista que no es fácil de encontrar. Me he cruzado con muchos grandes profesionales, pero no todos son capaces de transmitir verdad y cantar desde lo más profundo del alma. Y él es uno de ellos”, subraya.

En cuanto a qué pasará en el Festival: “Lo más importante que he aprendido en los once años que llevo en Eurovisión es que todos los países vienen con grandes artistas, por lo que es complicado saber qué va a pasar y qué van a votar los 200 millones de personas. Depende del gusto musical y del jurado de cada país. Lo importante es llevar a un gran artista y un gran equipo. Y prestar atención en la emoción de la canción porque es la única forma de que el público pueda entender la actuación. Creo que nosotros estamos en el camino correcto”.

Estreno versión acústica de Voy a quedarme

Este viernes Blas Cantó ha estrenado una versión acústica muy especial de ‘Voy a quedarme’, ya disponible en rtve.es/eurovisión y todas las plataformas digitales. Un viaje interior a los inicios de la canción que mostrará la composición más delicada e íntima y donde su voz está solo acompañada por la melodía del piano.