hechosdehoy.com
Espectáculos

LUTO EN LOS OSCAR

Kirk Douglas, el Espartaco legendario de una carrera única en el cine



Solo obtuvo un Oscar, honorífico, a su trayectoria, y tres nominaciones. Falleció a los 103 años en su domicilio de Beverly Hills (California). Profundo pesar en la Academia de Hollywood por una carrera de gigante.



Hechos de Hoy / Olvido Rita Ferreiró / Actualizado 6 febrero 2020

"Con una tristezas tremenda mis hermanos y yo anunciamos que Kirk Douglas nos dejó a la edad de 103 años". El comunicado, de su hijo, el también actor Michael Douglas



"Para el mundo, era una leyenda, un actor de la época dorada de las películas, que vivió bien en sus años dorados, un humanitario cuyo compromiso con la justicia y las causas en las que creía establecieron un estándar al que todos aspiramos", señaló a la revista People

Michael también hacía referencia al resto de la familia en este comunicado. “Pero para mí y para mis hermanos Joel y Peter, él era simplemente papá, para Catherine, un maravilloso suegro, para sus nietos y bisnieto, su amoroso abuelo, y para su esposa Anne, un esposo maravilloso".



"La vida de Kirk fue bien vivida, y deja un legado en el cine que perdurará en las generaciones venideras, y una historia como un reconocido filántropo que trabajó para ayudar al público y traer la paz al planeta", agregó Michael

“Permítanme terminar con las palabras que le dije en su último cumpleaños y que siempre serán ciertas. Papá, te quiero mucho y estoy muy orgulloso de ser tu hijo", señaló por último Michael Douglas, muy afectado por la muerte de su padre.

Kirk Douglas se convirtió en una superestrella incluso antes de que se acuñara el término. Un actor hecho a sí mismo que trabajaba como jardinero en la universidad para poder costearse sus estudios en la interpretación. Y que con su tenacidad labró una trayectoria única.

Issur Danielovitch Demsky nació el 9 de diciembre de 1916 en la localidad estadounidense de Amsterdam en el estado de Nueva York. Hijo de una pareja de emigrantes judíos de origen bielorruso, Herschel y Bryna Danielovitch.

Se graduó en Letras en la Universidad de St. Lawrence en 1934. Al acabar estos estudios se trasladó a Nueva York, donde hasta 1939 estudió en la Academia Americana de Arte Dramático.

Participó con pequeños papeles en obras de Broadway antes de enrolarse en la Marina en 1941 para luchar en la Segunda Guerra Mundial con el grado de alférez de navío. Dos años después fue dado de baja por heridas de guerra y volvió a Nueva York donde participó en varias producciones teatrales y actuó en emisoras de radio.

La recomendación de la actriz Lauren Bacall, con quien había estudiado teatro en Nueva York, le abrió las puertas de Hollywood  en 1946. Fue el comienzo de una larga carrera que se extendió durante seis décadas y más de noventa películas, además de producir una decena y dirigir dos largometrajes.

Una larga carrera en la que se quedó tres veces a las puertas del Óscar -por Champions (1949), Cautivos del mal (1953) y El loco del pelo rojo (1956)- y en la que solo consiguió, en 1996, una estatuilla honorífica. El director que marcó su carrera fue sin duda Stanley Kubrick, a cuyas órdenes protagonizó dos títulos míticos: Senderos de gloria (1957), una de las películas bélicas más importantes de la historia del cine, y Espartaco (1960).

Su última aparición pública fue el 8 de enero de hace dos años, en la gala de los Globos de Oro, junto a su nuera Catherine Zeta Jones, para entregar el premio a mejor guion, momento que fue aprovechado por los asistentes para rendirle un pequeño homenaje. De su primer matrimonio en 1943 con Diana Dill nacieron dos hijos: Michael, también actor, y Joel Andre. En 1954 volvió a casarse con Anne Buydens, con la que tuvo otros dos hijos: Peter y Eric Anthony.



Con la muerte de Kirk Douglas a los 103 años se apaga prácticamente la era del cine de oro, el Hollywood legendario. Solo hoy Olivia de Havilland, que tiene 102, permanece como una de las últimas llamas. En ese escenario de oro Kirk Douglas era el brillo intenso, el hombre que lo encarnó todo, la figura de ojos penetrantes que protagonizó una carrera realmente excepcional.