hechosdehoy.com
Comunidad de blogueros

BUEN PULSO

La tensa fábula de Jonás Cuarón con el racista Jeffrey Dean Morgan



Con Gael García Bernal y Alondra Hidalgo como protagonistas, "Desierto" se centra brillantemente en el tema de la discriminación hacia los mexicanos en Estados Unidos.



Rick Blaine / Actualizado 6 enero 2017

fjrigjwwe9r1_articulos:cuerpo
El segundo largometraje del mexicano Jonás Cuarón, titulado Desierto,  pese a ser huérfano en el palmarés del reciente Festival de Sitges, es una de las mejores proyecciones de todos los tiempos. 

Escrita y dirigida por Cuarón, Desierto narra un espeluznante episodio que vive un grupo de migrantes al tener la mala fortuna de cruzarse por el camino del retorcido Sam (Jeffrey Dean Morgan) quien al estilo de Donald Trump no tolera a los mexicanos y decide cazarlos. Entre ellos Moisés y Adela quienes dan cátedra de supervivencia. Encarnados por Gael Garcia Bernal y Alondra Hidalgo mantienen una tensión que casi provoca un infarto. 

Un grupo de mexicanos intenta entrar ilegalmente en Estados Unidos cruzando el desierto, y un americano fascista y xenófobo los persigue para matarlos a tiros indiscriminadamente. La historia es rematadamente simple, un mero juego de depredador y presa.

En la primera mitad de la película, la tensión funciona. Cuarón aprovecha las posibilidades de un paisaje inabarcable para relatar una cruel persecución de un tirador despiadado. Con un perro implacable (de los mayores logros de la película, este chucho sí que acojona) contra un grupo de inmigrantes desesperados que no tienen más arma que garrafas de agua. Verlos caer, uno a uno, con el terror inyectado en sus ojos, supone un ejercicio macabro y desasosegante. 

Desierto es un filme que va de más a menos. Utiliza la vieja fórmula del grupo de “excursionistas” que van cayendo como moscas durante el camino, aderezado de un contexto bastante vigente hoy en día: la migración.

Desierto es una película que se basa en una idea muy simple y ya explotada, y que el director no es capaz de desarrollar. La lógica del guión habría impuesto que la película durase cuarenta minutos, pero había que alargar la trama para que esto fuese un largometraje.

Suspense, drama y mucha acción en un hostil paisaje que deja una sensación de impotencia y desagrado. Desierto cumple con las expectativas de aquellos amantes de cualquier thriller político. Gael García Bernal, Jeffrey Dean Morgan, Alondra Hidalgo, Diego Cataño Marco Pérez son sus protagonistas. 


- Ver también, Zach Galifianakis y Kristen Wiig, criminales torpes en el plan absurdo de Jared Hess (Hechos de Hoy)